Seis estudios relacionan el cáncer de mama con el uso de anticonceptivos

Con la exposición de la mujer al consumo de hormonas desde hace más de 40 años, su salud se ha puesto en riesgo una vez más. Existe evidencia científica que demuestra la asociación que existe entre el consumo de anticonceptivos (ACO) y el desarrollo de cáncer. Pero estos datos son poco conocidos y las mujeres siguen tomando anticonceptivos orales sin que nadie les diga que este consumo puede acabar en cáncer.

A continuación, seis estudios que lo han demostrado:

1) Lancet 2007: estudio realizado por investigadores de la Universidad de Oxford a más de 50,000 mujeres, el cual concluye que los ACO aumentan el riesgo de padecer cáncer cervical invasivo sobre todo cuando se han consumido más de 10 años, y ellas se encuentran en edad de entre 20 y 30 años.

2) Asian Pacific Journal of Cancer Prevention 2011: estudio llevado a cabo por investigadores del Colegio Médico y Centro de Investigación de Bhopal en la India, en el que se demuestra que una historia familiar de cáncer de mama y el consumo de ACO son factores que promueven la presencia de este en las mujeres.

3) PLOS ONE 2011: estudio realizado por médicos de la Escuela de Medicina de Taiwan a más de 65,000 mujeres; en el cual se concluye que el consumo de hormonas, ya sean estrógenos o estrógenos más progesterona aumentan el riesgo de padecer cáncer de mama invasivo.

4) Annals of Internal Medicine 2012: investigación llevada a cabo por médicos de la Universidad de Portland en los Estados Unidos, en el cual se analizó información de 66 estudios, y se concluyó que las mujeres que no tienen hijos, que su primer embarazo fue posterior a los 30 años de edad y que consumieron ACO, tiene mayor riesgo de padecer cáncer de mama.

5) European Journal of Contraception and Reproductive Health Care 2012: estudio realizado por investigadores de la Universidad de Ciencias Médicas de Chongqing en China; en el cual se estudian 13 investigaciones prospectivas desde 1960 y hasta el 2012 con 859,894 participantes, mismo que concluye que las usuarias de más de 10 años de ACO tienen mucho mayor riesgo de presentar cáncer de mama que aquellas que no las han consumido.

6) PLOS ONE 2012: estudio llevado a cabo por investigadores de la Universidad de Johannesburgo en Sudáfrica, el cual concluye que los AC orales e inyectables están asociados al aumento de cáncer de mama y cervicouterino, y que esto depende del tiempo de uso.

Así mismo la Organización Mundial de la Salud (OMS) desde el año 2005 considera los ACO como cancerígenos del grupo 1, es decir, cancerígenos para humanos. Con toda la evidencia que existe sobre los efectos adversos de los ACO, ¿por qué aún se continúan distribuyendo y publicitando estos medios?

Let's block ads! (Why?)

No hay comentarios.

Con tecnología de Blogger.