El icono de mártires del siglo XX en la iglesia de las Calatravas de Madrid

Cuatro mártires del siglo XX en España nacieron un 12 de abril: un marista castellonense, un sacerdote capuchino barcelonés, un hospitalario colombiano y un claretiano burgalés. Dado que el núcleo de sus historias ya fue contado, aprovecho para hacer un excurso sobre las circunstancias que rodearon los martirios de, entre otras localidades, Barbastro. Además, el 12 de abril de 2015 se bendijo en Madrid un altar e icono en honor a los Mártires del Siglo XX en la iglesia de las Calatravas.

Francesc de Paula Soteras Culla (Rafael Maria de Mataró), sacerdote capuchino de 34 años, iba a sacarse el pasaporte, pero fue reconocido en la estación de Sarrià por unos milicianos que lo asesinaron en Vallvidrera (Barcelona) el 1 de agosto de 1936. Fue beatificado el 21 de noviembre de 2015 en Barcelona.

Eugenio Artola Sorolla (hermano Victorico María), de 42 años y natural de Cinctorres (Castellón), fue uno de los tres maristas de Torrelaguna asesinados en Redueña (Madrid) el 22 de julio de 1936 y beatificados en 2013 (ver artículo del 14 de enero).

Rubén de Jesús López Aguilar, de 28 años y oriundo de Concepción (Antioquía, Colombia), era hermano profeso de la orden hospitalaria de los hermanos de San Juan de Dios (hospitalarios) en Ciempozuelos, fue asesinado con otros seis religiosos colombianos en Barcelona el 9 de agosto de 1936 y beatificado en 1992. Como el de los demás, su cadáver fue identificado por el cónsul colombiano (ver artículo del 7 de abril).

Constantino Miguel Moncalvillo, clérigo profeso claretiano, nacido en Quintanarraya (Burgos) el 12 de abril de 1913, contaba 23 años cuando lo mataron el 19 de octubre de 1936 en Sant Pere dels Arquells (Lleida). Fue beatificado en Barcelona el 21 de octubre de 2017.

Bendecido por Mons. Martínez Camino
La bendición del icono de los mártires del siglo XX en España tuvo lugar al comienzo de la misa de 12,30 el domingo de la Divina Misericordia, 12 de abril de 2015; en la iglesia de las Calatravas (Alcalá, 25, Madrid), acompañada de la bendición de otro altar dedicado a san Juan Pablo II. Ofició el obispo monseñor Juan Antonio Martínez Camino (ver sus intervenciones sobre los mártires en Barbastro en 2014). El día 9 de mayo de 2015, se presentó el icono de Los mártires y la Guía “Memoriae martyrum” con intervención de la pintora del icono, Nati Cañada; el P. Femando Rojo, OSA, ex-Postulador general de la Orden de San Agustín; Sor Ángeles Infante, HC, Vicepostuladora de las provincias de España de las Hijas de la Caridad; y Mons. D. Juan Antonio Martinez Camino.

El icono de los mártires ha sido explicado explicado por don Jorge López Teulón en su blog. En la parte superior, junto a la Virgen de la Almudena, san Isidro y su mujer santa María de la Cabeza, aparecen diez santos y un beato mártires no madrileños, más un ruso no beatificado, en señal de la predilección del obispo Juan Antonio Martínez Camino por los cristianos perseguidos en Rusia: San Pedro y San Pablo, Santiago el Mayor, San Juan Bautista, las santas hispanas Eulalia y Leocadia, el patriarca Tijón de Moscú (muerto en 1925, la Iglesia ortodoxa rusa lo ha canonizado, pero no como mártir), san Cristóbal Magallanes (asesinado durante la guerra cristera en 1927, beatificado en 1992 y canonizado en 2000), santa Teresa Benedicta de la Cruz, san Maximiliano Kolbe, san Marciano José (de Turón) y el obispo de Ciudad Real, beato Narciso de Estenaga.
En la parte inferior, aparecen un santo y 35 beatos que sí tienen relación con Madrid: Beato Orencio Luis, hermano de La Salle; beata Concepción Pérez Giral, hija de la caridad; beato Jesús Gesta de Piquer, hospitalario; beata María de los Ángeles Ginard, celadora del culto eucarístico; san Pedro Poveda Castroverde, fundador de la Institución Teresiana; beata María Sagrario de San Luis Gonzaga, carmelita descalza; beato Avelino Rodríguez Alonso, agustino; beata Manuela del Sagrado Corazón, adoratriz; beato José Gafo, dominico; beato Daciano, hermano de La Salle beata Pilar Isabel Sánchez, hija de la caridad beato Ramón Touceda Fernández, hospitalario; beato Antonio Mateo Salamero, capellán de La Salle, de Griñón; beato Vicente Toledano, párroco de Uclés (Cuenca, la relación con Madrid debe estribar en que lo mataron milicianos madrileños); beato Arturo García de la Fuente, agustino; beata Rosaura de María, adoratriz beato Vidal Gómara, dominico; beato Teófilo Fernández de Legaria, de los Sgdos. Corazones; beata Clementina Francisca, sierva de María; beato Alberto Marco Alemán, carmelita; beato Cándido Castán, laico, concejal de Madrid; beato Federico Cobo, laico, postulante salesiano; beato Luis Campos Górriz, laico, de la A. C. de Propagandistas; beata Gertrudis, franciscana de la Madre del divino Pastor; beato Francos Esteban Lacal, oblato de María Inmaculada; beata María Gabriela, salesa; beato Benigno José, marista beato Javier Goresterratzu, redentorista; beato Saturnino de Bilbao, capuchino; beato Miguel Léibar, marianista; beata Rita Pujalte, hermana de la caridad del Sgdo. Corazón; beato Santiago de Jesús, trinitario; beato Juan Pedro de San Antonio, pasionista; beato Enrique Saiz Aparicio, salesiano; beata María de Jesús de la Yglesia, escolapia; beato Manuel de la Sagrada Familia, jerónimo.

La diócesis de Madrid ha editado un libro titulado Memoriae martyrum. Guía de los santos mártires del siglo XX en Madrid (BAC, 2015), dedicado a los 32 lugares y 402 mártires del siglo XX en la capital. Hay una copia de estos dos iconos en la parroquia de Nuestra Señora del Pino de Villaverde Alto (Madrid).

Documentos sobre la guerra en Huesca
Dado que no tenía grandes novedades martiriales que aportar hoy, he recopilado algunos documentos de la Causa general. Primero sobre el pueblo de Siétamo, por ver si había alguna referencia que sirviera de interés para identificar al mártir fotografiado por Juan Guzmán. La principal conclusión que saco es que los pies de foto del alemán no siempre son fiables, ya que en uno habla del entierro de un guardia civil, cuando probablemente se refiera a la profanación de la tumba de un sargento muerto durante el asedio. Esto abre otro “melón” y es el de la datación, pues si hubiera fotografiado la profanación, como esta tuvo lugar tras la toma del pueblo por los republicanos (13 de septiembre), entonces las fotos no se habrían tomado en agosto… Misterio sobre misterio.

De la manipulación de los pies de foto ya sabía cuando vi las fotos en las que habla de fuerzas republicanas protegiendo la estación de Tardienta, cuando es sabido que esa protección consistió en quemar los almacenes, destruyendo por cierto comestibles que, por lo visto, ellos mismos hubieran podido aprovechar durante varios años. La revolución y su lógica.

Para aportar más documentación, busqué el segundo expediente de la Causa general que menciona a Siétamo, en el legajo 1413, exp. 1 (Pieza segunda de Huesca. Del Alzamiento Nacional. Antecedentes, Ejército Rojo y Liberación). Lo he colgado también en Wiki Martyres, en una página sobre la provincia de Huesca. Sin duda son interesantes los relatos sobre el cerco y evacuación de Estrecho Quinto… y las numerosas declaraciones sobre por qué el coronel Villalba no se sublevó en Barbastro. Falta precisamente una declaración de Villalba, que no fue juzgado hasta 1950, y entonces sentenciado a 12 años de cárcel, pena de la que fue indultado por Franco (que sin embargo no le perdonó la expulsión del ejército). La causa de este trato de favor, casi con certeza, es que el padre de Villalba -José Villalba Riquelme- fue el primer jefe que tuvo Franco en África y que todos sus hermanos combatieron en el bando nacional.

Puede suscribirse a esta lista de correo si quiere recibir en su e-mail la historia del mártir de cada día.

Puede leer la historia de los mártires en Holocausto católico (Amazon y Casa del Libro).

Let's block ads! (Why?)

No hay comentarios.

Con tecnología de Blogger.