El riesgo de pobreza que amenaza a los españoles

Más de una de cada cuatro personas en España está en riesgo de pobreza o exclusión social según el indicador AROPE Más de una de cada cuatro personas en España está en riesgo de pobreza o exclusión social según el indicador AROPE

“Mucha recuperación económica, muchos indicadores económicos que van mejorando, crecimiento superior al 3% de nuestra economía, pero luego bajamos a lo que sería la calle, pisamos el mundo real y en ese momento nos percatamos de que las cosas no son tan bonitas”.

Con estas palabras, el prestigioso economista José María Gay de Liébana alertaba en un vídeo publicado por La Vanguardia el pasado viernes, 6 de julio, sobre el riesgo de pobreza que amenaza a los españoles y apuntaba al actual modelo económico español como el causante del problema.

Tenemos prácticamente a una de cada cinco familias, a una de cada cinco personas que se encuentran en situación de riesgo de pobreza, lo cual no quiere decir que sea pobre, pero sí que tiene alguna limitación en cuanto a lo que sería su vida”, añadía.

“Cuando en un país prácticamente un tercio de su población no se puede permitir el lujo de irse una semana fuera de su casa de vacaciones esto es que no tira; y cuando prácticamente casi cuatro de cada diez hogares no pueden hacer frente a lo que sería un gasto imprevisto es que no tira”, proseguía.

Gay de Liébana, profesor de economía financiera y contabilidad en la Facultad de Economía y Empresa de la Universidad de Barcelona, concluía su crítica con esta afirmación: “el problema vuelve a estar como siempre en el modelo económico, hacia dónde va la economía española y realmente qué sectores propulsa. […] Un 9% de los españoles tiene problemas para pagar el alquiler o la hipoteca, el gas, la luz, a final de mes”.

Más de uno de cada cinco, en riesgo de pobreza

De esta manera, Gay de Liébana ponía voz a los resultados de la Encuesta de Condiciones de Vida.2017, elaborada por el Instituto Nacional de Estadística (INE) y publicada el pasado 21 de junio, que constatan que más de uno de cada cinco españoles está en riesgo de pobreza.

En concreto, en 2017, el porcentaje de población residente en España en riesgo de pobreza se situó en el 21,6% (con datos de ingresos de 2016), frente al 22,3% del año anterior (con datos de ingresos de 2015), como se puede observar en la siguiente tabla, reproducida a partir de la encuesta del INE.

Como se ve en la tabla, “la tasa de riesgo de pobreza se redujo 1,4 puntos en el grupo de edad de 16 a 64 años y bajó 0,8 puntos para los menores de 16 años. Por el contrario, aumentó 1,8 puntos para los mayores de 65 años”, dice el estudio del INE.

Cabe recordar que la población en riesgo de pobreza es un indicador relativo que mide la desigualdad. No mide pobreza absoluta, sino cuántas personas tienen ingresos bajos en relación al conjunto de la población.

Las dificultades de los hogares

La encuesta también pone de relieve las dificultades económicas por las que atraviesan los hogares en España, que tuvieron en 2017 una cierta mejora en relación a 2016.

El 9,3% de los hogares españoles manifestó llegar a fin de mes con ‘mucha dificultad’ en 2017”, como advertía en el vídeo Gay de Liébana y se puede constatar en este gráfico de la encuesta del INE.

Además, “el 37,3% de los hogares no tuvo capacidad para afrontar gastos imprevistos, frente al 38,1% del año 2016. El 34,4% de los hogares no se pudo permitir ir de vacaciones fuera de casa al menos una semana al año. […] Por otro lado, el 7,4% de los hogares tuvo retrasos en los pagos a la hora de abonar gastos relacionados con la vivienda principal (hipoteca o alquiler, recibos de gas, electricidad, comunidad…) en los 12 meses anteriores al de la entrevista”, concluye el INE en este apartado.

Los datos del indicador AROPE

Por otra parte, en la encuesta de 2017, “el indicador agregado AROPE de riesgo de pobreza o exclusión social se situó en el 26,6% de la población residente en España, frente al 27,9% registrado el año anterior, como se ve en esta otra tabla.

Cabe recordar que el indicador o tasa AROPE de riesgo de pobreza o exclusión social se construye con la población que se encuentra al menos en alguna de estas tres situaciones: en riesgo de pobreza, es decir con ingresos por unidad de consumo por debajo del 60% de la mediana; en hogares sin empleo o con baja intensidad en el empleo, aquellos hogares en los que sus miembros en edad de trabajar lo hicieron menos del 20% del total de su potencial de trabajo durante el año analizado; con carencia material severa, aquella de al menos cuatro conceptos de los nueve detallados en la Encuesta.

Así, a pesar de la mejora entre 2016 y 2017, los datos no dejan de ser preocupantes: “la reducción de la tasa AROPE se produjo en sus tres componentes. Así, la baja intensidad en el empleo bajó del 14,9% al 12,8%, la carencia material severa pasó del 5,8% al 5,1% y la situación en riesgo de pobreza del 22,3% al 21,6%”, señala el informe.

“En 2017, el 53,0% de la población no tenía carencia en ninguno de los nueve conceptos considerados, mientras que el 5,1% estaba en situación de carencia material severa (con carencia en al menos cuatro conceptos de la lista de nueve)”, agrega.

Más de un 5% de la población española está en una situación de carencia material severa

Más de un 5% de la población española está en una situación de carencia material severa

“De los nueve conceptos que determinan la inclusión de la población en este grupo, los más frecuentes fueron: no puede permitirse ir de vacaciones al menos una semana al año (afectó al 98,8% de las personas en situación de carencia material severa), no tiene capacidad para afrontar gastos imprevistos (98,5%), no puede permitirse mantener la vivienda con una temperatura adecuada (77,8%) y ha tenido retrasos en el pago de gastos relacionados con la vivienda principal o en compras a plazos en los últimos 12 meses (66,2%)”, dice la encuesta.

Riesgo de pobreza según estudios y tipo de hogar

Otra cuestión que analiza el estudio del INE es el riesgo de pobreza en función del nivel de formación alcanzado. En este sentido, “el 27,1% de la población que ha alcanzado un nivel educativo equivalente a primera etapa de Educación Secundaria estaba en riesgo de pobreza. […] Cuando el grado alcanzado es la educación superior, dicha tasa se reducía hasta el 9,7%”, según muestra el gráfico.

Si los estudios eran de Educación Primaria o inferior, el porcentaje que muestra la encuesta era del 26,5%; y con la segunda etapa de la ESO, del 19,9%.

Por otra parte, atendiendo al tipo de hogar, “el 40,6% de personas que vivían en hogares formados por un adulto con hijos dependientes a cargo se situaba en riesgo de pobreza en 2017”; mientras, en el otro extremo, “las menores tasas de riesgo de pobreza se daban en los hogares sin niños dependientes”, como muestra este otro gráfico.

Por comunidades autónomas

La Encuesta de Condiciones de Vida muestra asimismo los porcentajes de riesgo de pobreza por Comunidades Autónomas: “en cuanto a las tasas de riesgo de pobreza, las más elevadas se dieron en Extremadura (38,9%), Andalucía (31,0%) y Canarias (30,5%)”, como se ve en esta tabla.

“Por su parte, Comunidad Foral de Navarra (8,3%), País Vasco (9,7%) y La Rioja (9,7%) presentaron las tasas de riesgo de pobreza más bajas”, advierte el estudio.

En cualquier caso, prácticamente la mitad de las comunidades autónomas tienen un porcentaje de riesgo de pobreza cercano o por encima del 20%.

En el caso de Cataluña, aunque los datos del INE lo sitúan en el 15%, la ‘Encuesta de condiciones de vida. 2017’ elaborada por Idescat habla de un 20% y de un repunte del riesgo de pobreza en esta comunidad.

Los españoles, entre los de más riesgo en la UE

Por otra parte, con ese 21,6%, el riesgo de pobreza en España es el más elevado entre sus vecinos europeos avanzados, como se puede ver en esta última tabla, según información publicada por DatosMacro.com.

Holanda es el país mejor situado, con un riesgo del 11,6%. Por detrás, entre otros, Francia (13,6%); Austria (14,1%); Suecia (14,5%); Bélgica (15,5%); Alemania y Reino Unido (16,7%); Polonia (17,6%); e Italia (19,9%).

Incluso los en su momento intervenidos Irlanda (16,3%); Grecia (21,4%) y Portugal (19,5%) muestran unas tasas de riesgo de pobreza más positivas que la de España.

Solo Letonia (21,8%), Lituania (22,2%), Bulgaria (22,9%), Serbia (24,4%) y Rumania (25,3%), que no aparecen en la tabla, muestran una tasa más elevada que la de los españoles.

Let's block ads! (Why?)

No hay comentarios.

Con tecnología de Blogger.